• Miguel Ochoa Ramírez

Se suspende la edición 2020 a causa de la COVID-19

En tiempos de incertidumbre sanitaria fruto de la pandemia de la COVID-19, se opta por la prudencia aplazando la 52ª edición hasta alcanzar una situación más favorable.



2020 no tendrá gala de la Elección de la Reina de La Mancha.


Así lo ha resuelto el equipo directivo del certamen, cuya celebración estaba prevista originalmente para septiembre de este año como parte de la Feria y Fiestas de Miguel Esteban localidad sede del evento—, siguiendo la estela de citas anteriores. Un punto y seguido. Una estela interrumpida por vez primera en los 51 años de bagaje que atesora el concurso.


Como evento organizado por una institución pública como es el Excmo. Ayuntamiento de Miguel Esteban, debe primarse la seguridad del público, visitantes, concursantes y todas las personas vinculadas de una u otra manera en el desempeño del concurso. De este modo y por idéntica razón, se suma al millar de eventos que se han visto forzados a echar el cierre o a aplazarse en vista de los estragos sembrados por la pandemia de la COVID-19 causada por el coronavirus SARS-CoV-2, que asestara el primer golpe en diciembre de 2019 y, más profundamente en el contexto español, durante la primavera del año en curso.


La 52ª edición no se realizará en septiembre de 2020, posponiéndose a una futura fecha en la que las aguas vuelvan a estar más tranquilas y las condiciones sanitarias sean favorables. Dicha fecha será anunciada a través de los canales oficiales del certamen y del consistorio miguelete.


Motivos


Con el fin de no restar majestuosidad al evento, se han considerado varios elementos que impedirían un desarrollo decente del evento en el contexto actual. Entre ellos, ha tenido particular peso la previsible falta de concursantes: de no celebrarse las fiestas patronales en muchas poblaciones de Castilla-La Mancha, no se nombrarían reinas, contraviniéndose así al primer punto del reglamento del certamen, el cual indica que dicha designación oficial es condición sine qua non para participar. Según apuntaba el máximo responsable del evento y alcalde de Miguel Esteban, Pedro Casas Jiménez, otra razón lógica se basa en su capacidad de congregar una considerable aglomeración de visitantes y, particularmente, de público local, una circunstancia que «está totalmente desaconsejada en estos momentos», tal y como recuerda el regidor miguelete.


Contemplando la dificultad a la hora de tomar tan drástica decisión, Pedro Casas ha puesto de relieve la intención del consistorio miguelete de destinar el presupuesto previsto para esta celebración al apoyo a las familias, trabajadores autónomos y área empresarial del municipio.


Compromiso para el futuro


El equipo de organización del concurso, en nombre del pueblo miguelete y en el suyo propio, manifiestan su afán por reanudar el Certamen Reina de La Mancha cuando se restablezca la normalidad, recalcando su profunda admiración hacia todos los colectivos que, incansablemente, han velado por el bienestar de la sociedad; y a la ciudadanía en general, por el civismo demostrado en momentos tan desalentadores. Un aliento que, con la máxima disposición, este certamen espera devolver muy pronto en forma de alegría al levantar nuevamente el vuelo.

#vivelaReina

© Certamen Reina de La Mancha 

Todos los derechos reservados